¿Por qué comer una buena fabada?

Asturias no solo es paraíso natural, sino que también se puede considerar como paraíso gastronómico, donde poder degustar platos a los que pocas personas podrían resistirse. Visitar alguno de los mejores restaurantes en Nava es todo un acierto, sobre todo para comer algo tan tradicional como la fabada.

Razones para comer una buena fabada

La fabada es uno de los platos estrella de la gastronomía asturiana y son muchas las razones por las cuales degustar esta elaboración tradicional tan afamada. Aunque muchas personas piensan que en verano comer fabada no es una buena idea, hay que decir que cualquier momento del año es bueno para degustar este plato.

El secreto de este plato es, además del cariño y la paciencia con el que se elabora, son los ingredientes de máxima calidad que se utilizan. Gracias a ello se consigue un sabor y una textura única, sobre todo con esas fabas tan buenas que hay en Asturias, con una textura mantecosa dignas de probar en cualquier momento.

Para la elaboración de una buena fabada se utilizan productos de máxima calidad, tanto las fabas, las cuales tienen Indicación Geográfica Protegida (IGP). El compango, también es de calidad, siempre con productos ahumados y asturianos, lo mismo que el tocino.

Otra de las razones por las que comer una buena fabada es porque se estará apostando por una comida tradicional, hecha siguiendo la receta de nuestras abuelas. Esto asegura a todas las personas que nunca han probado este playo, la oportunidad de degustar una de las elaboraciones estrella del recetario de nuestro país.